Web de Metal BLACK SABBATH – Never Say Die! (1978) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

BLACK SABBATH – Never Say Die! (1978)

by Vpower

Inglaterra
Heavy Metal

5031. Never Say Die
2. Johnny Blade
3. Junior’s Eyes
4. A Hard Road
5. Shock Wave
6. Air Dance
7. Over To You
8. Breakout
9. Swinging The Chain

Ozzy; madmen vocals
Iommi: Guitars
Butler: Bass
Ward: Drums

black-sabbath-1978-abilene-texas-usaEs el ocaso de los dioses. Una banda que ya hacía cada uno su guerra por su cuenta. Era imposible mantener el nivel compositivo de los primeros 7 trabajos, en teoría hay 3 grandes temas: Never Say Die, Jhonny Blade, y Junior’s Eyes. Pero a mi me gusta mucho el álbum a pesar de que es de lo más flojo de la era Ozzy.

Se publicó el 28 de septiembre de 1978, siendo el octavo trabajo de estudio de la banda. Fracaso en ventas y críticas negativas, pero temas como Never Say Die y Hard Road, entraron en el billboard.

Ya la grabación resultó complicada, dañando el resultado final, Ozzy había dejado a la banda antes de la grabación. Dave Walker  fue el elegido para substituirlo, ex de los bluseros Savoy Brown, pero sólo grabó un tema, el último del álbum e hizo una actuación en la BBC  londinense. Llegaron a un acuerdo económico para que Ozzy finalizara la gira, y al acabarla abandonó la banda por diferencias con Iommi.

El álbum fue grabado en Toronto, Canadá. Dice Iommi sobre la grabación: “Alquilamos una sala de cine dónde compusimos y ensayamos las nuevas canciones. Normalmente cuando publicábamos algo lo teníamos todo preparado desde hace tiempo y podíamos probar cosas nuevas, pero esta vez no fue así debido al poco tiempo que teníamos programado. Por eso, el álbum suena tan confuso. Algunas de las canciones son buenas, pero las grabaciones son pésimas. Tuvimos problemas en el estudio porque otras bandas también tenían que utilizarlo para grabar sus trabajos. Era muy caro y no conseguimos un buen sonido” Eran otros tiempos.

La portada corre a cuenta y riesgo del grupo artístico Hipgnosis, entre otros crearon portadas para Pink Floyd, Ufo, AC/DC, The Gods, Bad Company, Rod Stewart, Rainbow, Def Leppard o Led Zeppelin.

Never Say Die es un tema alegre, rockero, típico para abrir un disco, gran labor en la batería de Ward, rapidez, y el madmen más rockero, estribillo con partes melódicas, buenos riffs más orientados hacia el naciente heavy que el rock. gran tema.

Johnny Blade, un tema muy progresivo, mágico. Destaco la labor de Ward, impresionante en este tema, es la batería lo que hace diferente al tema, incesante marcando el ritmo y marcándole el camino al riffeo que se escucha por debajo, con toques progresivos y ligeros toques de teclados. Muy bueno, ganando en intensidad. con un punteo final épico minutero.

Junior’s Eyes, sin duda el tema más mítico del álbum, maravillosa, macabra en cuanto a letra y música. Junior’s Eyes ve como su mejor amigo muere. Lenta, con un riff macabro, después la batería arranca y el riff se hace más agresivo, conduciendo un estribillo de altura con la locura de Ozzy, sólo él puede cantar estos temas. Me encantan las paradas rítmicas, para darle énfasis a esa batería, lo mejor del álbum, y la distorsión de la guitarra.

A Hard Road, un tema más lento, muy setentero, alegre, con toques rockeros de los sesenta, muy bien llevado, suave en cuanto a estribillo pero llevado a ritmo rápido, bien Ozzy y finalizando con nuevas frases al final, interesante, recordar que fue tema que sonó mucho en la radio.

Shock Waves interesante los riffs de Iommi, sin duda el mejor guitarrista componiendo riffs de la historia, tema muy rockero, en la onda de trabajos como Technical Ecstasy, cañero pero sin profundidad, se echa de menos la parafernalia de antaño, es como si los Sabbath se hicieran más mortales, compusieran un puñado de buenos temas, pero despojándose de su pomposidad y majestuosidad, lo que se llama falta de ideas. Lo mejor del tema, es su estructura, acelerando progresivamente, y los riffs.

Air Dance es un temazo absoluto, completamente e injustamente olvidado, cosa que no me puedo aún creer. Su riff inicial es épico y supernovedoso, de hecho se anticipó a la época de Tony Martin, acompañando a Ozzy con un piano elegantísimo, que nos recuerda a los mejores tiempos de temas inmortales como National Acrobat. El piano es increíble, le da una melodía brutal al tema, magia, oscurantismo, diría incluso que misterio y cierto encantamiento, y los tristes riffs nos devuelven a la realidad, el punteo es más propio de jam session, un tema que me tiene absolutamente enamorado, un tema muy propio de los buenos tiempos de Sabbath, lleno de magia y majestuosidad. muy progresivo.

Breakout, un tema más propio de los Deep Purple que de los Sabbath en algunas partes, el tema más flojo del álbum. Swinging the Chain, pues un tema con trompeta, mucha parafernalia y poca idea, bastante alocado, con partes interesantes, queda bien como colofón, aunque baja bastante el nivel compositivo. En cuanto al final, pero con partes muy rockeras, cantado por Walker, cañerísimo, hablando sobre la guerra del Vietnam, un tema interesante, sus partes más rockeras que pasaron por completo desapercibidos. Me gusta la parte de la armónica. En definitiva, es cierto que es uno de los álbumes más flojos de la era Ozzy, pero aún así considero que tiene muy buenos momentos.

Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0

2 Comentarios

  1. Vpower

    Llevo un año con él en el coche y he terminado por cogerle cariño y creo que vale más de lo que generalmente se piensa de él

    Responder
  2. Chris

    Hi, I check your blogs daily. Your writing
    style is witty, keep up the good work!

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *