Web de Metal KUBLAI KHAN – Annihilation (1987) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

KUBLAI KHAN – Annihilation (1987)

by Vpower

USA
Thrash

kublai khan 11. Death Breath
2. Mongrel Horde
3. Down to the Inferno
4. Liard Dice
5. Passing Away Kublai Khan
6. Clash the Swords
7. Battle Hymnn (The Centurian)

.

.

Greg Handevit – Guitars, Vocals
Kevin Idso – Guitars
Kike Liska – Bass
Jhon Fedde – Drums

kublai khan 2Los Kublai Khan eran una banda de Minessota que no tuvieron ninguna suerte. Los formó el guitarrista y cantante Greg Handevit que salía de aquella por la puerta de atrás de Megadeth, después de aguantar a Mustaine. Apostó por un thrash cavernícola con letras en referencia a los mongoles y la figura de Kublai Khan, no se comieron un rosco, pero este álbum goza del status de culto. Después volverían en el 2003, a sacar una demo con dos canciones, que no tuvo repercusión ninguna, y decidieron dejar la música, una pena. speed thrash de lo más primitivo.

Arrancamos con Death Breath, en cuanto a los solos, a diferencia de otras bandas de Thrash, están currados de verdad, son muy metaleros, base rítmica a toda pastilla me recuerdan a los Vectom, con mucha presencia de bajo y estribillo con coros muy en la onda americana emulando a Testament  y tantos otros.

Mongrel Horde tiene un inicio buenísimo, guitarrazos doblados speedicos. Batería a todo gas, sonido muy sucio siempre con la quinta marcha puesta con efectos en las voces, sin clase ninguna pero suena tan primitivo que consiguen meternos en el bolsillo desde el primer tema hasta el último.

Sigue la fiesta con Down to the Inferno, el temazo de Kublai Khan, por el cual han pasado a la posterioridad y tienen un merecido status de banda de culto underground. Todo el tema lo lleva el bajista, con maestría su sonido prevalece por encima de las guitarras, batería contundente, el ritmo que se crea el bajista es buenísimo, y nos lo repiten hasta la saciedad, pero no nos cansamos, es matador y cañerísimo, finalizado por un solo muy sentido y con garra.

Liars Dice, de nuevo ese ritmo primitivo que me recuerda a los Slayer de los primeros tiempos, riffs sangrantes sin pasar por la batidora, aquí no hay ni trampa ni cartón, no hay trucos de estudio ni melodía pegadiza que valga, lo que saca Kublai Khan procede del infierno y tienes la sensación de que estás escuchando los ensayos de la banda en su local, esa es la magia.

Passing Away Kublai Khan dos temas en uno, que duran 7 minutos, comienzo rápido, batería a todo gas y riff rapidísimo de inicio para darle entrada al cantante que acomete con sus tonos graves y el speed thrash de fondo, las guitarras son las protagonistas con sus continuos solos uno encima del otro sin dar tregua, la maravilla llega cuando parece que se acaba la caña y hacen su aparición unos segundos unas acústicas para después retomar con más fuerza aún el inicio del tema, brillante.

Clash of the swords ellos siguen a lo suyo, esta vez con un cambio de ritmo para acelerar aún más el tema, lo que les diferencia de otras bandas thrashers, primero es que los Kublai Khan suenan muy sucios con mucha participación del bajo, segundo que son speedicos, y tercero que no son amigos de los cambios de ritmo y optan por mantener el ritmo a pedal fijo y con elaborados riffs. Este tema mola mucho, no hay solo pero combinan dos ritmos uno acelerado y otro más lento con mucho bajo, emulando a su gran tema, son los putos amos.

Battle Hymm (The Centurian) discursito breve para empezar, batería como que acaba el tema, para riff agresivo y desafinado al máximo con batería punkarra, muy macarra el tema en su inicio, el tema más rápido del álbum, mola cuando la guitarra deja de sonar y mantienen el ritmo speedico tan sólo con bajo y batería, eso se les da genial.

Quizás no son nada técnicos, pero eran una banda completamente diferente, es mi álbum favorito de thrash de todos los tiempos. y recomiendo a los fanáticos del thrash su escucha, si buscan algo diferente.

Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *