Web de Metal ROSENDO – Jugar al gua (1988) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

ROSENDO – Jugar al gua (1988)

by Pescaíto Jr

Rock

rosendo 41. Bajo cuerda
2. Manifiesta deprimente
3. Nada especial
4. Jugar al gua
5. Sumisión
6. Del pulmón
7. Flojos de pantalón
8. Cosita
9. Voluntad pasiva

.

Rosendo Mercado – Cantante, Guitarra
Miguel Jímenez – Batería
Rafa J Vargas – Bajo
Gustavo di Nobile – Teclados

Sigue Rosendo sin encontrar su lugar en el Rock. Sus años con Leño no fueron fructíferos a nivel económico pero sí lo fueron en cuanto a popularidad. El primer álbum de Rosendo Mercado en solitario fue un éxito rotundo, pero el segundo y el tercero fueron malos a nivel de ventas y de popularidad, sigue cotizando a la baja con este trabajo que con el anterior se disputa el dudoso honor de ser el peor trabajo de toda su carrera.

Jugar al gua solo destaca por su alegre solo de guitarra y poco más y es el tema que le da el título al álbum, un tema acompañado a piano. Busca sonidos nuevos el Rosendo y hace por primera vez un Reggae en el tema Del pulmón, aunque al menos este trabajo contiene Flojos de pantalón que es uno de sus himnos.

Este fue el primer álbum autoproducido por Rosendo y el primero de Gustavo di Nobile que acompaño al rockero durante un tiempo. Libertad creativa para Rosendo que se ganó a pulso pero que no convence en ningún momento.

Incluso el cantante toma las riendas de la producción con poco éxito, muy flojita en todos los sentidos pero el caso es que la inmensa mayoría de los temas no tiene ningún potencial. Hay canciones tristes como Nada especial que no pegan absolutamente nada con él, y es que creo que estaba buscándose como artista, explorando nuevos territorios, después de varios fracasos seguidos llegó a la buena conclusión de que zapatero a tus zapatos.

Sumisión es otro mal tema tirando de guitarra acústica y de una distorsión, incluso hay hasta arreglos de Pop en este trabajo que no aporta absolutamente nada. Poco más que añadir, un trabajo que pasó sin pena ni gloria pero él consiguió al final la estabilidad y encontrar su estilo, no tuvo que buscar mucho, simplemente tenía que hacer lo que hacía en Leño y ya está. A los Extremoduro les sucedió lo mismo, muchas vueltas de campana para al final llegar al mismo sitio, también tuvieron su época experimental que duró muchos años y que no aportó nada a su discografía.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *