Web de Metal BASKERVILLE – Opus Aeternum (2017) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

BASKERVILLE – Opus Aeternum (2017)

by Luna

Japón
Power Metal

baskerville 11. The Fourth Revelation
2. Nova Imperium
3. Stabbing in your Vein
4. A.C.R.O
5. Kiska
6. Raven’s Grace
7. Dead Soul Tribe
8. Chronosphere
9. The Distant Scene
10. Uroboros

.

Kazuki Kawashima – Bajo, Guitarra
Kaz – Cantante
Usuke – Teclados

Banda japonesa procedente de Tokyo que después de quince años de carrera trata todavía de labrarse un hueco en la parrilla del Power metal en Japón, un país cuya escena del Power es muy comercial y se dedica a mezclar diferentes estilos musicales como el progresivo o el sinfónico.

Quince años de carrera para ellos por tanto y tercer larga duración que llega seis años después de su anterior trabajo. Kaz tiene una voz muy aguda que siempre está al borde del gallo en las partes más aceleradas de los temas y esto como es un Power melódico a toda pastilla está sufriendo todo el rato y hace sufrir al oyente sobre todo en temas repetitivos como Nova Imperium.

La mejor noticia para estos japoneses es la aportación de su guitarrista Kazuki Kawashima y los buenos riffs que ofrece de vez en cuando como el del tema Stabbing in your Vein que introduce pinceladas de progresivo emulando a Symphony X para después adentrarse en el universo de los Helloween y los Sonata Arctica e incluso Gamma Ray.

Principal problema del álbum su cantante como ya dije pero a esto hay que unirle otros problemas como la participación de Usuke a los teclados, el único trabajo sobrio a los teclados es en Kiska y porque es una balada que no requiere de mucha instrumentalización pero en el resto de temas suena pomposo y en algunos casos son un auténtico galimatías como en Raven’s Grace.

El único tema de Power Metal que me convence mínimamente es Dead Soul Tribe y salvado por la campana por su guitarrista que sin ser un genio es bastante bueno por ejemplo en el siguiente tema, Chronosphere se marca un Yngwie Maalmsteen en toda regla, influencias del neoclásico.

Trabajo irregular y flojo. Estos japoneses no le conceden ninguna importancia al bajo y a la batería que no tienen ninguna importancia en el devenir de los temas. Un cantante que está al borde del gallo en todo momento y con el que sufriremos más de la cuenta aparte de acabar con dolor de cabeza, ni los coros le salvan. Un teclado pomposo que no sabe ni lo que pretende, intenta introducir elementos sinfónicos, de Power melódico acelerado a lo Helloween en su etapa más Happy Metal y hasta elementos más progresivos a lo Stratovarius o Symphony X pero no logra sentirse cómodo en ningún momento y darle solidez al trabajo en ningún tema. Ningún corte logra enganchar al oyente porque es un trabajo muy comercial y los estribillos no tienen feeling alguno e incluso en el plano musical parece que los diferentes fragmentos de las canciones están metidos con calzador y se montan unos encima de los otros a toda prisa y sin paciencia para nada. Es decir, tratan de demostrar demasiadas cosas a la vez y se quedan en la superficie en absolutamente todo lo que hacen, lo único destacado es el trabajo del guitarrista.

Puntuación: 2,5/10

Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *