Web de Metal BLOOD FEAST – The Future State Of Wicked (2017) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

BLOOD FEAST – The Future State Of Wicked (2017)

by Jordi Thunder

USA
Thrash Metal

blood feast 11. INRI
2. Off With Their Heads
3. Bethren
4. By The Slice
5. The Underling
6. Last Rites
7. Who Prays For The Devil
8. Nein
9. Remnants II
10. The Burn

Adam Tranquili – Guitarra
Tom Lorenzo – Bajo
Chris Natalini – Cantante
Joe Moore – Batería
CJ Scioscia – Guitarra

La música es creatividad, cuando un estilo musical deja de ser creativo, se estanca y las bandas se dedican a copiarse las unas a las otras. Eso es lo que sucede en el Thrash, un mundillo con unos espejos donde mirarse que no dan un fiel reflejo. No deja de ser cómico que los medios digitales o escritos siempre citen a Metallica, Megadeth, Slayer, Exodus…. y como mucho a Testament u Overkill como las bandas de Thrash más en forma y las bandas a seguir…. simplemente son las que más merchandising tienen, pero no son ejemplo de nada, salvo de comercialismo puro y duro y una falta de ideas alarmante, salvo Testament, el resto de bandas citadas son un auténtico timo.

blood feast 2Pese a que este estilo está completamente anquilosado hay cuatro o cinco bandas nuevas que saben dónde buscar la buena referencia… y es que solo emulando a bandas de Underground se llega lejos, el que emula a Megadeth, Sepultura o Metallica no se come un rosco porque hay cientos de bandas así.

Pero no nos engañemos, vivimos de los dinosaurios y de sus regresos inesperados. El año pasado los Morbid Saint nos dejaron con la boca abierta este año les toca regresar a los Blood Feast. Algunos soñamos con un regreso de Forbbiden, Defiance, Dark Angel, Kublai Khan… seguro que algunos de los citados se acaban animando.

Blood Feast es una banda procedente de Bayonne (New Jersey). Banda creada en 1985 con el nombre de Blood Lust, pero al año siguiente se cambiaron definitivamente de nombre a Blood Feast. Debutaron en 1987 con el irregular Kill for Pleasure. En 1987 mejoraban sus prestaciones con el ep “Face Fate”  y en el 89 editaban su último álbum de estudio “Chopping Block Blues”.

La banda se separaba en 1991 y regresaba en el 2007, diez años después de su regreso, por fin se han animado a editar un álbum con temas nuevos. No son unos fueras de serie, pero siempre fueron una banda divertida y eso no ha cambiado. De los miembros originales tan solo sobrevive Adam Tranquili, así que no podemos pedirles peras al olmo, me recuerda al mismo caso que los Cloven Hoof, solo hay un superviviente, así que no podemos pedirle que suene 100% a Cloven Hoof.

Ellos son una mezcla de Thrash con Speed Metal sucio y bastardo. Tienen un poco la agresividad de los Morbid Saint aunque ni de lejos tienen su talento. Tienen por momentos destellos de Death/Thrash aunque aparecen en momentos muy puntuales y sin profundidad, y eso recuerda a bandazas como Possessed, Deceased o los Master.

Pero básicamente son una banda de Speed Metal/Thrash y se les compara y con razón con los Razor canadienses (bendita banda) y los Whiplash americanos. Permitidme añadir también a los malogrados Rigor Mortis del maestro Scaccia en la lista. Las referencias son inmejorables, pero Blood Feast no son mejor que ninguna de las bandas citadas porque nunca fueron una banda creativa y es que su problema siempre fue compositivo, no de actitud, en eso no hay quién les gane.

Siguen con sus problemas de siempre, con temas lineales donde el bajo no aporta nada o casi nada y donde la batería suena tediosa con los mismos ritmos cansinos y sin fuerza de siempre. Todos los temas sueltan solos de guitarra a borbotones y sin medir sus fuerzas. Hay temas con muy buenos solos como pueden ser Bethren, By The Slice o Nein pero hay algunos que suenan simplemente a otro día más en la oficina, es decir, a lo que suenan todas las bandas.

Para mi gusto lo mejor son esas breves pinceladas de Death/Thrash que deberían trabajar con más insistencia los Blood Feast. El tema más trabajado es The Underling, tiene atmósfera, tienen paciencia para tirar de un desarrollo lógico y tiene una parte Doom interesante. Aunque se repiten demasiado y Last Rites parece una continuación del anterior tema. Sin lugar a dudas se guardan para el final lo mejor, The Burn es el mejor tema y de largo.

No son creativos, técnicos y estarán siempre en el furgón de cola del Thrash, cualquier banda novicia tiene más repercusión que los Blood Feast. Pero es imposible no sentir respeto por estos dinosaurios que llevan luchando en esto toda la vida y siempre con todo en contra. Siguen con su idea anquilosada de Speed/Thrash con un cantante que ladra más que canta y con una actitud única que te lleva al pasado de esta banda. Los Blood Feast es una de esas bandas que sin tener una gran calidad hacen grande el Metal. Para mí la música es actitud y ellos siempre la tienen.

https://blood-feast.bandcamp.com/  álbum completo

Puntuación: 7/10

Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *