Web de Metal CHROME MOLLY – Hoodoo Voodoo (2017) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

CHROME MOLLY – Hoodoo Voodoo (2017)

by Vpower

Reino Unido
Heavy Metal, Hard Rock

chrome molly11. In the Beginning – (00:51)
2. Can’t Be Afraid of the Dark – (05:06)
3. Some Kind of Voodoo – (03:53)
4. Pillars of Creation (Albion) – (04:27)
5. Now That Those Days Have Gone – (04:10)
6. Indestructible – (04:18)
7. Save Me – (04:46)
8. Rock for You – (05:00)
9. Feeling Pressurised – (02:57)
10. Dial “F” for Freakshow – (03:39)

Nick Wastell – Bass
Greg Ellis – Drums
John Antcliffe – Guitars
Steve Hawkins – Vocals

Aquí tenemos a una de esas bandas británicas que surgieron en los 80, en plena eclosión del heavy británico. De hecho, estos Chrome Molly ya se formaron un poco tarde, 1981, si hablamos de la ola británica tan conocida, pero se puede decir que sus señas de identidad están claras en su sonido. También hay que decir que se diferencian de muchas de las bandas que surgieron con la NWOBHM en que ellos sí sacaron discos, no sólo dieron conciertos, un factor fundamental a la hora de perpetuar su legado. Antes de dejarlo en 1991 ya tenían publicados cuatro discos. Luego volverían en 2013 con un nuevo álbum que recibió una cálida acogida, y este nuevo disco es la confirmación de ello. Por cierto, como curiosidad hay que decir que después de dejarlo en 1991 siguieron girando por ahí pero con otro grupo, Von Halen, que como su propio nombre deja intuir era una banda tributo de los americanos Van Halen..

chrome molly2Hoodoo Voodoo es un álbum que encantará a todos aquellos nostálgicos del sonido de los 80, algo que ya dejan claro desde que escuchas la primera canción, In the Beginning, una intro de guitarras heavys, muy clásicas, calentando motores para iniciar la faena. Can’t Be Afraid of the Dark es el primer tema propiamente dicho, donde hacen gala de un clasicismo absoluto combinando el sonido heavy de guitarras a lo Judas Priest con unos teclados de acompañamiento a lo Deep Purple, consiguen un tema clásico, fluido y potente, con un cierto sabor setentero a veces gracias al trabajo de teclados, me recuerdan a la gran banda americana Damien Thorne. Un solo veloz y de estética clásica pone el colofón a un gran tema.

Some Kind of Voodoo tiene un inicio con un riff muy Scorpions pero los teclados le dan una dimensión más amplia a su sonido, buena ambientación y melodía. Es otro corte con mucha pegada aunque más melódico que el anterior, en una onda Heavy Load, con un excelente solo en aceleración y ganando en intensidad. Pillars of Creation es otra pieza de heavy melódico de riffs cortantes a lo Judas Priest. La verdad es que es un gusto escuchar el despliegue de guitarras de que hace gala este grupo, como os decía antes es un sonido que encandilará a todos los nostálgicos. Este es un tema muy para corear en el directo, muy en la onda del United de los Judas, medio tiempo sencillo pero con mucha pegada.

Now That Those Days Have Gone es la balada del disco, se ponen en un registro hard rock americano, modosito y muy tarareable, a lo Guns and Roses o Skid Row, tampoco se les da mal esta faceta. Indestructible es un heavy a medio tiempo donde tiran mucho de los coros, sonido Saxon, UFO, con buenas melodías y un solo muy atmosférico que te pondrá la piel de gallina.

Save Me vuelve a explorar la vena hard rockera del grupo con un sonido endulzado y envejecido por los teclados Purple, mucha melodía en un corte de estilo Rainbow, Thin Lizzy. Como podéis ver, estos ingleses tiran del legado más clásico y absoluto, pero lo hacen con una frescura y una ejecución excelentes. Rock for You se inicia con un riff de cabalgada a lo Judas y a lo largo del tema van desarrollando de manera magistral las melodías en onda MSG, Ozzy, nos dejan dos punteos, el primero más melódico y el segundo más encabritado, qué más les puedes pedir.

Feeling Pressurised es un breve tema de rock con aires setenteros y arreglos de guitarra a lo Rainbow. Y finalizan con Dial “F” for Freakshow, otro corte de hard rock con influencias MSG y también de bandas americanas como los Ratt o Poison, con ese toque de hair metal y la parada con mucha atmósfera. Un buen final para un disco que es una referencia a los clásicos constante pero sin que suene a refrito en ningún momento.

Es digno de alabanza que después de tantos años estos veteranos del heavy metal te saquen un disco tan consistente, sin rellenos, y tan entretenido como este. Destacaría especialmente la labor de John Antcliffe en las guitarras, un tipo con mejillones en los pantacas de cuero, no en vano también estuvo con los Blitzkrieg, otros grandes de la escena heavy ochentera. Amantes del heavy clásico, este disco es de escucha obligada.

Puntuación: 8/10

Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *