Web de Metal CLOVEN HOOF – Who Mourns for the Morning Star? (2017) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

CLOVEN HOOF – Who Mourns for the Morning Star? (2017)

by Vpower

Inglaterra
Heavy Metal, Power Metal

cloven hoof11. Star Rider (4:38)
2. Song Of Orpheus (3:35)
3. I Talk To The Dead (4:39)
4. Neon Angels (3:38)
5. Morning Star (6:19)
6. Time To Burn (4:41)
7. Mindmaster (3:58)
8. Go Tell The Spartans (6:01)
9. Bannockburn (7:15)

George Call – Lead Vocals
Lee Payne – Bass Guitar and Backing Vocals
Luke Hatton – Lead Guitar
Chris Coss – Rhythm Guitar
Danny White – Drums And Percussion

Cloven Hoof es una de las bandas de referencia de la NWOBHM, formados en 1979 se hicieron con un nombre y destacaron de entre el enorme enjambre de bandas que formaron parte del movimiento británico. Un vocalista excepcional y carismático como Russ North y un estilo heavy con bastante atmósfera y guitarras muy depuradas hicieron de los Cloven Hoof un grupo seguido por mucha gente y un nombre que todavía perdura en la historia del heavy metal. Grandes discos como Dominator y especialmente el inspiradísimo A Sultan’s Ransom forman parte de su legado imperecedero.

cloven hoof2Luego llegaron los 90, el grunge y la ecatombe de muchas bandas, los Cloven Hoof no fueron una excepción. Volverían en el 2006 con un disco bastante soso, en el 2008 la cosa mejora notablemente con el regreso de Russ North, pero no tuvo continuidad. Lo siguiente sería el disco de 2014 que a mí me dejó más frío que un esquimal sin iglú. Esta es su nueva propuesta y hay caras nuevas, como la del vocalista George Call, que entre otras bandas ha tocado con Omen. Hay que decir que el único miembro de la antigua formación que permanece es el bajista Lee Payne.

Star Rider es el tema que abre el disco, un heavy metal potente con estilo Dio y un vocalista que es todo fuerza y capacidad vocal, no tiene el carisma que se gastaba Russ pero sin embargo tiene una voz más poderosa y además con diferentes matices como se encarga de mostrar a lo largo de todo el disco. Tema cañero, con solo melódico y sabor ochentero, quizás uno de los cortes que tiran más hacia ese sonido.

Parte de las vicisitudes por las que ha pasado la banda se muestran en los continuos cambios de formación que han experimentado. Para este nuevo disco se suben al carro también un nuevo batería y el guitarrista Luke Hatton. Ya con este Song Of Orpheus te empiezas a dar cuenta de una cosa y es que estos nuevos Cloven Hoof no van a sonar como los de los 80. A mí no me parece mal, siempre que te ofrezcan un buen disco, pero no dudo que habrá gente que le eche en cara que con ese nombre apenas se parezcan en nada a los de sus discos clásicos. Este segundo tema es mucho más pausado que el anterior, de nuevo suena a Dio o a Halford en solitario, combinando melodías, cambios de ritmos y riffs heavys. La incorporación de Luke ha sido clave para darle un aire renovador y potente al grupo, dos solos de calidad, con cierto toque shred en el primero, que suben claramente el nivel del grupo.

I Talk To The Dead es un medio tiempo de heavy americano, tiran mayormente hacia ese sonido a lo Riot, Metal Church o Cage. Este es uno de los cortes más interesantes gracias a las dosis de oscuridad y sombras que le meten y que le da ese aire a lo Black Sabbath de la era Martin. Ojo al vocalista que hace un despliegue más que interesante, sin duda uno de los pilares de estos remozados Cloven Hoof.

Neon Angels es un tema de heavy ochentero de riffs con mucha melodía y muy pegadizos, muy a lo Rob Rock, de nuevo con George Call dando muestras de que va sobrado como vocalista. Morning Star parece de principio un homenaje a los Scorpions, con su ritmo lento y guitarras impolutas en modo balada, pero con el cambio de ritmo nos dejan un corte con muchas caras que varía entre el hard heavy y el US power, Malice, Lethal, Riot podrían ser una referencia.

Time To Burn tiene un inicio heavy a lo Judas Priest en las guitarras y un ritmo trepidante a lo Metal Church. Despliegue de solos por doquier y buenas guitarras dobladas, otro tema de estilo clásico y gran ejecución. Nada queda prácticamente de aquel heavy metal soñador que hacían en los 80, pero oye suenan bien y ofrecen temas con pegada y buena calidad.

Mindmaster es un tema de heavy power donde le meten groove y le dan mucha potencia a las guitarras, aunque la estructura no sea sorprendente, es un tema contundente. Go Tell The Spartans es de nuevo uno de esos cortes donde combinan el medio tiempo a lo Dio con el power en este caso más alegre a lo Scanner, Helloween. De nuevo el solo está muy buen ejecutado, con sus distintas fases de melodías y speed power. Un tema largo, con carga epic power muy disfrutable.

Fin de fiesta con Bannockburn, el tema más largo del disco y que se inicia de manera parsimoniosa con unas acústicas de estilo medieval. Es un tema muy al estilo Iron Maiden, con esos inicios lentos que luego desencadenan en un corte a media velocidad y de riffs melódicos repetidos. Incluso la forma de cantar de Call en este tema tiene un aire a lo Dickinson.

Así que estos Cloven Hoof han pasado por el esteticista y han dado un giro radical respecto a su anterior disco que no tenía pegada alguna y era más plano que un lenguado, en cambio este nuevo disco tiene fuerza y es divertido. Las incorporaciones de nuevos miembros le han sentado de maravilla al grupo. Y si tienes nostalgia siempre tienes sus clásicos para escuchar.

Puntuación: 8/10

Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *