Web de Metal ETERNAL CHAMPION – Ravening Iron (2020) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

ETERNAL CHAMPION – Ravening Iron (2020)

by Vpower

Estados Unidos
Heavy Metal

1. A Face in the Glare
2. Ravening Iron
3. Skullseeker
4. War at the Edge of the End
5. Coward’s Keep
6. Worms of the Earth
7. The Godblade
8. Banners of Arhai

.

Jason Tarpey – Vocals, War horn, Hammer & Anvil
Arthur Rizk – Drums, Guitars, Synth, Backing vocals
John Powers – Guitars, Synth, Twelve string
Brad Raub – Bass

Segundo disco que publica esta banda tejana cuyas letras versan sobre temas que cabalgan entre la épica y la ciencia ficción. Con solo un disco, un split con los buenos Gatekeeper y un ep de versiones publicado hasta la fecha ciertamente han conseguido sacarle buenos réditos a su trabajo y hacerse con un buen número de seguidores, algo nada despreciable en estos tiempos de internet y de las descargas digitales. Su debut The Armor of Ire recibió no pocos elogios por parte de los fans, así que las espadas están en todo lo alto para este segundo disco que saldrá publicado en noviembre a través de No Remorse Records.

Martillo pilón sonando para dar paso rápido a un A Face in the Glare que se mueve entre el epic power de los inicios, donde prima un ritmo contundente, y la melodía de las guitarras en un estilo muy de la escuela Visigoth por el que transcurre la mayor parte de la canción. Jason Tarpey es sin duda uno de los activos básicos de la banda, con esa voz entre épica y un poco con tintes doom que le da una vibración especial a sus temas.

Ravening Iron tiene un ritmo más potente y unas guitarras muy heavys, con desarrollos melódicos que acercan el tema al estilo épico, pero me quedo sobre todo con el dominio de los riffs muy poderosos y de rollo US power. De nuevo, las vocales del señor Tarpey marcan distancia con el sonido más comercial de otras bandas y los punteos son elaborados y contribuyen a subir el nivel técnico de la canción.

Skullseeker es una canción de predominio doom, tiempo lento, demostrando que estos señores pueden tocar varios palos, la atmósfera que cultivan durante toda la canción me recuerda a los Sanctuary o a unos Doomsword, un tema que contribuye a hacer más grande el disco por su variedad. War at the Edge of the End combina el heavy melódico con cierto aire new wave con las cabalgadas más power épicas a lo Legendry o los desaparecidos Crescent Shield, uno de los temas con más feeling, realmente inspirados en la composición y en las guitarras especialmente.

Coward’s Keep se mueve en los medios tiempos que son la base del disco y tiene un poco ese sonido heavy épico de bandas como los Atlantean Kodex, con los arreglos de coros y el enfoque oscuro en el sonido. Con Worms of the Earth pisan un poco el acelerador, ritmos de cabalgadas y Tarpey comandando las operaciones pero lo que revoluciona el tema es uno de los mejores riffs del disco, veloz, técnico y con mucho gancho, de esos que desearías que no parasen de tocar nunca, un poco al estilo Manilla Road apoyado por los buenos cambios de ritmo tan típicos de la banda de Wichita, es sin duda otro de los temas destacados del disco, se lían la manta a la cabeza en el mejor sentido de la expresión y es claramente uno de los picos compositivos del disco.

The Godblade apenas supera los dos minutos y es un corte muy atmosférico que funciona a modo de interludio o pausa ambiental dentro del disco, con sintetizadores y muy a lo Manowar, dando paso a la última canción del disco, Banners of Arhai. Esta última canción es una de las más melódicas del disco pero con un tiempo y sonido primitivo en los acordes que les acerca a grandes como los Cirith Ungol.

Tenemos por tanto una banda con muy buenos mimbres pero que además empaquetan muy bien el producto y se alejan de la vertiente más comercial del metal épico melódico, aunque tengan pinceladas de eso en momentos puntuales. Consolidan su apuesta como uno de los grupos más solventes dentro del heavy under con sonido old school, grandes guitarras y grandes voces, temas trabajados más allá de lo que te puedas imaginar viendo la portada del disco, muy recomendables.

Feeling: 4/5
Originalidad: 3,5/5
Técnica: 4,5/5
Producción: 5/5

Puntuación: 8,3/10

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *