Web de Metal SACRILEGE – The Court of the Insane (2019) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

SACRILEGE – The Court of the Insane (2019)

by Vpower

Inglaterra
Nwobhm

1. Celestial City
2. Lies
3. The Court Of The Insane
4. Bring Out Your Dead
5. Depression
6. No Bequeath
7. The Prophet
8. Unhinged Mind
9. I Can Hear The Silence
10. Ride Free

Bill Beadle – Guitars, Vocals
Jeff Rolland – Bass
Neil Turnbull – Drums
Eddie Webb – Guitars
Paul Macnamara – Guitars

Sacrilege es una banda inglesa procedente de Gillingham y creada en 1982. Su primer período de actividad fue de 1982 a 1987, pertenecen a la Nwobhm y en su primer período llegaron a grabar tres demos. El problema de esta banda es que se creó demasiado tarde, cuando la Nwobhm ya estaba agonizando por eso no pudieron destacar.

En el 2012 volvían ya solo con Bill Beadle como miembro original y a partir de ahí, no han parado de trabajar de forma independiente casi siempre, este es su séptimo trabajo de estudio y por fin logran la estabilidad al tener un contrato con Pure Steel Records.

Celestial City es un medio tiempo suave que pretende tener cierta atmósfera con un trabajo de teclado muy secundario, quizás lo mejor del tema esté en el solo de guitarra melódico aunque no pega demasiado. Tratan de tener un aire épico y neoclásico oscuro que me recuerda al Nostradamus de Judas Priest.

Lies presenta un ritmo más clásico de Hard Heavy en estado puro, la voz del cantante me recuerda bastante a Blaze Bayley. El ritmo no está mal pero le falta garra y potencia por todas partes. Me recuerdan mucho a los Blitzkrieg y un poco en los temas más épicos a los primeros tiempos de Saracen. The Court Of The Insane arranca con un ritmo rockero de batería al que se une un riff simple, tirando del legado de los British Steel de los Judas Priest.

Bring Out Your Dead es otro tema sencillo y clásico pero excesivamente previsible y primitivo en todos los aspectos y con esa falta de garra que ya os comentaba previamente. También me recuerdan mucho a los holandeses Martyr a los ingleses Battleaxe y por citar a bandas más conocidas a los Saxon.

Repiten el mismo esquema en Depression, otra vez un tema llevado por un ritmo de batería a medio tiempo y de esencia rockera y un riff sencillo a más no poder que recuerda a los Priest en su etapa más rockera. No Bequeath rompe un poco con la monotonía con un cambio de ritmo que imprime un poco más de ritmo al disco y con un estribillo que tiene más gancho. El cantante tiene poca voz y su voz está demasiado retocada en el estudio de grabación como para sonar con naturalidad.

The Prophet es un tema que arranca con acústicas y luego tiene su cambio de ritmo donde el gran protagonista es el solo de guitarra muy al estilo de los Def Leppard en los primeros años ochenta. Recuperan de nuevo ese aspecto sinfónico oscuro en sus composiciones que pretende emular a bandas como Saracen, Quartz, Savage o Black Sabbath en el tema Unhinged Mind pero como ya dije, también tienen bastante que ver con el Nostradamus de Priest.

Por fin un tema acelerado con I Can Hear The Silence, se agradece aunque de nuevo esa falta de potencia y de ideas es un lastre. Ride Free finaliza el trabajo como mejor saben, con ese Hard Heavy clásico sin más historia.

La producción tirando a floja, no me convence como suena la voz del cantante en ningún momento. Metal clásico pero con escaso brillo y muy poca creatividad y potencia. Buscan el clásico medio tiempo que suene épico y oscuro pero su música es como una cerveza caliente o un refresco sin gas, les falta un poco de todo: creatividad, potencia, variedad, gancho. Salvan el disco gracias a su aire clásico y algún solo de guitarra esporádico pero me sabe a muy poco.

Feeling: 3/5
Originalidad: 2/5
Técnica: 3/5
Producción: 2/5

Puntuación: 4,75 /10

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *