Web de Metal TOXIK – Kinetik Closure (2019) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

TOXIK – Kinetik Closure (2019)

by Pescaíto Thrasher

USA
Thrash

1. Kinetic Closure
2. No Rest for the Wicked

.

.

.

.

Josh Christian – Guitarra
Jim DeMaria – Batería
Shane Boulos – Bajo
Ron Iglesias: – Cantante, Guitarra

Toxik es una de tantas bandas de Thrash que surgieron en Estados Unidos en la era dorada de este género. Esta banda neoyorkina se creó en 1985 con el nombre de Tokyo que cambiarían al año siguiente. En 1987 el sello Roadrunner Records editaba su primer larga duración “World Circus”, control mental, política, religión entre sus letras.

Tocaron en el Open Dynamo Air en 1988 y en 1989 dieron el salto internacional con su obra más conocida, su segundo trabajo “Think This”, pero lo dejaron en 1992 por motivos obvios, la explosión del Grunge… la historia que todo el mundo conoce.

Regresaron en el 2013 lanzando un Ep, un recopilatorio y ahora llega este single con dos nuevos temas. Aunque de Toxik les queda bien poco, solo sobrevive Josh Christian su guitarrista y principal compositor, el resto de compañeros son nuevos. Ron Iglesias fichó por Toxik en el 2018, cantante y guitarrista rítmico procedente de Paralysis. Shane Boulos al bajo, fichó en el 2017 procedente de Slam One Down y Jim DeMaria a la batería, fichó en el 2016, toca con los Whiplash en directo. Por esta banda pasaron grandes músicos como el malogrado Ralph Santolla (Deicide) se echa en falta sobre todo al cantante de Toxik de toda la vida, Mike Sanders.

Toxik es una banda de Thrash/Speed técnico en la línea de bandas como: Heathen, Watchtower, Realm, Coroner, Paradox, Agent Steel, Sanctuary, Mekong Delta… juegan en esa liga. Hablemos de sus dos temas nuevos. Kinetik Closure me deja más frío que un témpano de hielo. La producción es muy floja, algo que una banda mítica no se puede permitir. La voz enlatada en el estudio de grabación de Ron Iglesias, cumple como cantante pero Sanders le da mil vueltas. Un riff psicodélico y alocado como eje central de un tema sin demasiada coherencia, no transmite ninguna emoción aunque siguen fieles a su estilo.

No Rest for the Wicked de nuevo tirando de riffs psicodélicos y alocados a la máxima velocidad, Shred puro y duro pero parcheado por el Thrash. Más reconocibles en este segundo tema pero sin gancho ni feeling alguno, de hecho tiene tan poco gancho y no tienen los dos temas sentido alguno, me recuerda al regreso de Nuclear Assault que también fue por la puerta de atrás, lo cual es una mala noticia, un quiero y no puedo, que es lo peor que le puede pasar a una banda. Pero se trata de un single con dos temas editado para el día de las tiendas, editado en vinilo y limitado a 500 copias, no podemos hacernos una idea pero no es una buena piedra de toque para volver a engancharse a Toxik.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *