Web de Metal WHITESNAKE – Flesh & Blood (2019) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

WHITESNAKE – Flesh & Blood (2019)

by Alba

Inglaterra
Hard Rock

1. Good To See You Again
2. Gonna Be Alright
3. Shut Up & Kiss Me
4. Hey You (You Make Me Rock)
5. Always & Forever
6. When I Think of You (Color Me Blue)
7. Trouble Is Your Middle Name
8. Flesh & Blood
9. Well I Never
10. Heart Of Stone
11. Get Up
12. After All
13. Sands Of Time

.

David Coverdale – Cantante
Joel Hoekstra – Guitarra
Reb Beach – Guitarra
Michael Devin – Bajo
Michele Lupi – Teclados
Tommy Aldridge – Batería

A estas alturas de la película nadie le va a quitar importancia al legado de los Whitesnake. Que bien le vino a David Coverdale que le echaran de Deep Purple, en 1978 se montó su propio imperio con Whitesnake, en su primera etapa no conocieron el éxito masivo pero para mí esconde sus mejores trabajos, como el “Lovehunter” o el “Come and Get It”.

Pero son recordados por su etapa más comercial donde se convirtieron en éxito de masas, sus baladas siguen sonando a día de hoy en los pasillos de los grandes centros comerciales, pertenecen pues a la cultura popular… si se puede llamar cultura a eso. Sobre todo el álbum “1987” y lo bien que nos vendieron el producto, con el paso de grandes guitarristas en la banda, desde John Sykes pasando por Vanderberg o Steve Vai entre muchos otros.

En el 2008 saldrían de gira de nuevo y grabarían “Good to be Bad”, un disco bastante aceptable pero su mejor álbum fue el “Forevermore”, tenía sus buenos momentos. Vuelven a la carga, después de aprovechar el aniversario del “1987” que no es su mejor disco pero sí su álbum más mediático.

Este “Flesh & Blood” es completamente prescindible, el peor álbum de su carrera hasta el punto de que piden una jubilación urgente y prefiero empezar con la conclusión para no generar falsas expectativas porque cada tema que presenta este álbum te conduce al desastre máximo.

Lo primero que sucede es que la formación ya es irreconocible para el público, aunque admito el talento que tienen Hoekstra y Beach pero lo cierto es que con el gran listado de guitarristas que hubo en esta banda, se quedan muy pequeños.

Good To See You Again es el típico tema alegre, festivo y que busca montar la fiesta en el directo, repetitivo al máximo, si destaca por algo es porque tiene cierta energía en los riffs y porque se marcan un Hard Heavy muy ochentero.

Gonna Be Alright simboliza el gran problema del álbum que no es otro que la voz de Coverdale. Mira que en el estudio de grabación existen mil y un trucos, alejaos del metal, pensad en toda esa plaga de frikis que parasitan en los platós de televisión y que sacan un single para vivir del cuento. Bueno, si gente sin voz puede sacar un disco cualquiera puede pero lo grave es que ni siquiera el productor de este álbum logró enmascarar la verdad de Whitesnake que Coverdale se quedó sin voz. En cuanto al tema, pues típico corte atmosférico que se lleva hoy en día, me recordó bastante a Last in Line, lo mejor quizás sea el pasaje acústico y ese aire sureño.

Shut Up & Kiss Me es rock and roll y de fresco no tiene absolutamente nada, más visto que el tebeo, los suspiros de Coverdale de toda la vida y apoyado por coros en un tema sobrecargado en la producción, abusivo en todos los aspectos y falta de talento, solo algún zarpazo en los solos de la guitarra nos saca del aburrimiento.

Hey You (You Make Me Rock) digo yo que Coverdale ya peina canas como para hacer la típica oda al Rock, ya podía tirar de una temática más profunda y lo mismo digo en el plano instrumental. Está clara la orientación de las guitarras, quieren darle un aire que va desde clásico (influencia de Led Zeppelin como en este tema) pasando por un toque de Southern Rock y mezclado con “MTV Sound”, el caso es que la voz de Coverdale es horrible y la falta de inspiración es total, quieren abarcar el mercado americano y quieren tirar de coros a lo Def Leppard.

Sabía que tarde o temprano llegaría un tema para los amantes de los setenta pero me quedo a cuadros escuchando Always & Forever.… hasta el punto de que me parece un timo. Es un tema que más que imitar se dedica a calcar, esto es como hacer un examen y mirar de reojo la mesa del compañero por si captas lo que escribe, repito, calco absoluto de Thin Lizzy.

When I Think of You (Color Me Blue) es Aor ochentero, el tema en sí está bien, melancólico y comercial al máximo con unas guitarras suaves, lo que pasa es que la voz de Coverdale echa a perder una buena composición, o contrata a un cantante y él se aparta como hizo Glenn Tipton que miró por Judas Priest o se retira la banda, es así de sencillo.

Trouble Is Your Middle Name es un tema que te recordará ligeramente a los Whitesnake de los ochenta, del Slip of the Tongue, Slide it In, por ahí van los tiros, regresan con el aire Hard Heavy y se produce el primer duelo de solos entre Hoekstra y Beach que se resuelva de forma satisfactoria.

Flesh & Blood es un quiero y no puedo en toda regla, tratan de regresar una vez más a los viejos tiempos pero muy forzados en todo momento. Well I Never diría que es el tema más aburrido de todo el trabajo, es demasiado previsible y se centra demasiado en la figura de Coverdale que precisamente es lo que hay que maquillar y tapar en todo momento, salen al desnudo todas sus carencias actuales como banda y la falta de original y de pegada es total.

Siempre fueron una banda de baladas y lo intentan con Heart Of Stone. Buen acompañamiento acústico pero un mundo para arrancar, generando una atmósfera que no evoluciona, intentando darle un aire comercial a un tema que no termina de cuajar y otra gran pregunta que surge en el álbum. ¿Qué hace Michele Lupi en este trabajo? Está de figurante porque los teclados no tienen protagonismo en ningún tema.

Get Up es un medio tiempo de Southern Rock que se acaba acelerando y quieren darle ese toque Purple que en ningún momento funciona, los suspiros de Coverdale… que pereza. After All es la segunda balada del álbum, tema acústico con cierto sentimiento, lo más destacable del trabajo. Sands Of Time es el último tema, le ponen cierta chispa y generan cierta atmósfera, de nuevo muy en la línea de los Last in Line, un Hard Heavy donde los guitarristas ofrecen buenos solos.

Los dos últimos temas elevan algo el nivel. Hay buenos momentos, sobre todo a cargo de los dos guitarristas que maquillan dos problemas o tres fundamentales. La voz de Coverdale es la peor noticia, la falta de originalidad es lamentable por momentos, una banda con millones de discos vendidos, con giras mundiales a doquier… podría dedicarse a calcar su legado, pero que se dedique a calcar el legado de los demás es lamentable. El teclado ni aparece y siendo sinceros, pese al esfuerzo compositivo por momentos son una caricatura de lo que fueron, lo mejor para Whitesnake sería la jubilación.

Feeling: 3/5
Originalidad: 1/5
Técnica: 3/5
Producción: 2/5

Puntuación: 4/10

2 Comentarios

  1. Silvia

    Alucinada me quede con la voz de Coverdale… que mal está.

    Responder
  2. pit

    Estan muertos solo que no los han enterrado todavia porque se llaman whitesnake

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *