Web de Metal EVA de Arturo Pérez-Reverte – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

EVA de Arturo Pérez-Reverte

by Natalia

Sinopsis: Mientras la Guerra Civil sigue su trágico curso, una nueva misión lleva a Lorenzo Falcó hasta Tánger, turbulenta encrucijada de espías, tráficos ilícitos y conspiraciones, con el encargo de conseguir que el capitán de un barco cargado con oro del Banco de España cambie de bandera. Espías nacionales, republicanos y soviéticos, hombres y mujeres, se enfrentan en una guerra oscura y sucia en la que acabarán regresando peligrosos fantasmas del pasado.

Opinión Personal: Marzo de 1937, en plena guerra civil española el señor Lorenzo Falcó, espía a sueldo del bando mal llamado nacional, tiene nueva misión, intentar comprar al capitán de un barco republicano que transporta oro a Moscú. En su primera aventura Lorenzo Falcó intentaba salvarle la vida a José Antonio Primo de Rivera y en la tercera de Falcó tiene que viajar a París para interceptar el cuadro del Guernica.

Esta no es la típica novela de la guerra civil, tampoco es moralista ni el autor se moja demasiado. Echo en falta eso sí, una mayor documentación o mejor dicho algo de entresijos políticos entre el gobierno republicano y el bando fascista, no es una novela histórica al uso ni tampoco es moralista pues no se moja ni para un bando ni para otro, el ritmo de la novela lo lleva Lorenzo Falcó y es una novela negra de espías muy al estilo de Le Carré o Robert Ludlum.

Lorenzo Falcó es un ser amoral, tiene una personalidad bien hilvanada, básicamente le gusta el riesgo y es capaz de pasarse del bando republicano al fascista por un puñado de monedas, la verdad es que es un personaje que no me cae bien. Es mujeriego y eso ocupa muchos pasajes de la novela que no te llevan a ningún sitio y en vez de perder tiempo en sus deslices hubiera estado mejor dotar a la novela de un trasfondo político-histórico pues de eso hay bien poco.

Aún así el ritmo narrativo de Pérez-Reverte es de primera, es un gran escritor que siempre suma en positivo. Muchos cuando lanzó su serie Falcó dijeron “más novelas sobre la guerra civil” fue una tragedia sí, pero no deja de ser el período más apasionante de la historia de España que dio ríos de tinta y también grandes películas.

Esta es una novela negra al uso, una siente el aroma de los años veinte-treinta, los sombreros de fieltro, las pitilleras, las cocteleras, la Femme Fatale, el gramófono… vale, lo sé, son topicazos pero no da el cante. Es una novela a espaldas de la guerra civil y me explico. No transcurre la novela en suelo español sino en Tánger y aquí también vuelvo a echar en falta una mayor descripción de esta ciudad y una mejor ambientación, pero el ritmo narrativo lo es todo y los acontecimientos se suceden a la velocidad de vértigo, una novela negra pero con alma de Thriller.

Es curioso pero los dos personajes centrales de esta novela no me interesan nada, ni Falcó ni su antítesis en mujer, la agente comunista Eva Nevetva, de nuevo enfrentados. En la primera novela titulada simplemente como Falcó donde este espía español amoral intentaba salvar la vida a José Antonio, no lo consigue pero le salva la vida a Eva. El juego amoroso de te amo y te odio a la vez, de no puedo vivir sin ti pero la causa es lo primero y te mataré si puedo, me resultó muy cansino. Quizás ya tengo visionadas muchas películas en blanco y negro y la verdad es que viendo el juego entre ambos era imposible no pensar en Rita, la Femme Fatale interpretada por Rita Heyworth, es el modelo en el que se basaron tantas novelas y películas posteriores aunque esto es una novela de espías por lo tanto habría que pensar más bien en las películas de Alfred Hitchcock y sus mujeres fatales que tuvo muchas… demasiado visto.

En cambio el retrato que hace Reverte de los dos capitanes de barco tanto republicano como fascista es colosal. Se nota que Reverte es un enamorado del mundo naval. Sobre todo el retrato psicológico del capitán republicano es ensoñador, heroico y loco, imposible no emocionarse con sus acciones, para mi gusto, él es el gran protagonista de la novela y la verdad es que hasta se merecía una novela para él solo.

El resto de personajes son secundarios, mujeres atraídas por Falcó, espías, aprendices de espías y por supuesto trileros que están a dos bandos, lo habitual en una novela negra.

Una novela naval curiosa pues los dos barcos se tiran amarrados en puerto toda la novela. El barco republicano quiere salir hacia Moscú con dinero en lingotes de oro para Rusia para canjearlo por armas y los fascistas quieren interceptarlo para quedarse con los lingotes, el juego del ratón y el gato para no echarse a la mar e interceptar por la fuerza el barco.

El final trágico se respira y echo en falta un poco más de ese ambiente marinero, una batalla naval contada con prolijidad y no tan superficial, final atropellado y ensoñador, de nuevo te imaginas a Bogart y su amada en el aeropuerto diciendo aquello de siempre nos quedará París cuando Eva y Falcó se encuentran en el puerto.

El escenario es increíble, el personaje del capitán republicano también, si Reverte le hubiera dado más protagonismo a este personaje, si hubiera puesto tensión política por parte de ambos bandos, si hubiera ambientado más la ciudad de Tánger y si hubiera dado menos protagonismo a Falcó y más al combate naval, esta novela sería colosal pero se queda en una buena novela a secas.

Pero queda Falcó para rato. Eva y Falcó seguirán compitiendo tanto en el amor como en la guerra, la serie sigue instalada en 1937 y queda guerra para rato para seguir jugando con este personaje. Además quedan pequeños cabos sueltos que a un lector ávido no se le pasarán por encima como es el pasado republicano de Falcó antes de que el Almirante gallego y fascista le contactara y se pasara a los fascistas y queda una historia familiar de Falcó muy turbia con un enfrentamiento con su hermano que estoy segura de que tarde o temprano Reverte acabará tocando.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *