Web de Metal GILDA – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

GILDA

by Natalia

gilda 1Ficha Técnica: Usa. 1946. 110 minutos. Cine Negro. Director: Charles Vidor. Guión: Marion Parsonnet (Historia: E.A. Ellington) Música: Hugo Friedhofer. Fotografía: Rudolph Maté. Productora: Columbia Pictures. Reparto: Rita Hayworth, Glenn Ford, George Macready, Joseph Calleia, Steven Geray, Rosa Rey, Joe Sawyer, Gerald Mohr, Mark Roberts, Ludwig Donath, Donald Douglas, Lionel Royce, Saul Martell.

Sinopsis: Johnny Farrell (Glenn Ford), un aventurero que vive de hacer trampas en el juego, recala en Buenos Aires. Allí lo saca de un apuro Ballin Mundson, el propietario de un lujoso casino, que acaba haciendo de él su hombre de confianza. Un día, Mundson le presenta a su esposa Gilda. Su sorpresa no tiene límites: fue ella precisamente quien lo convirtió en lo que es: un ser cínico y amargado.

Opinión Personal: No es la mejor película de cine negro de los años cuarenta pero se considera mítica por la química que hay entre Glenn Ford y Rita Hayworth por el juego de celos que llevan entre ambos y por la brillante fotografía y puesta en escena, no es la mejor pero sí la más imitada.

Hay una historia en la película claro está, el señor Mundson es un forrado que conoce a Farrell y le mete en sus chanchullos mientras la policía y los socios cabreados presionan a Mundson y a Farrell y entre medias está Gilda que con su ambigüedad y el erotismo que desprende hace que estos dos hombres tan cabales pierdan el norte.

Mundson se dedica al mundo del casino donde hace trampas y debe dinero a mucha gente y también al negocio del Tungsteno para dominar un producto de utilidad básica a nivel mundial y tener a los gobiernos en jaque y vendérselo al mejor postor pero todo esto queda enterrado por la magia que desprenden los tres actores principales cuando se juntan ese juego de mentiras, medias verdades, celos, pasión y locura transitoria que provoca Gilda, que es una provocadora nata.

gilda 2Entre los tres hay una extraña relación, Gilda se casó con Mundson al que no quiere. Farrell estuvo loco por Gilda hace tiempo y le llevó a la mala vida y a la ruina y cuando la ve casada con su jefe explota de odio hacia ella… pero también de celos. En un primer momento es el perro lazarillo de Mundson con la obligación de defender a Gilda y de espiarla también por si se va con otro, cumple a rajatabla Farrell y algunos críticos del cine quisieron ver una relación homosexual entre Mundson y Farrell, no lo creo, más bien creo que son dos hombres que comparten obsesión: Gilda.

Por otra parte, Mundson desaparece a mitad de camino y eso hace que Farrell tenga que ponerse al frente del negocio de su jefe y su relación con Gilda se hace todavía más intensa, amor-odio brutal que no sabes por el lado de la balanza que se decantará pues están siempre en los polos opuestos nunca en el medio.

Así como en la relación Mundson-Farrell algunos quisieron ver connotaciones homosexuales en la relación Farrell-Gilda algunos quisieron ver sadomasoquismo y es que es cierto que ambos sufren mucho al estar juntos y se hacen todo el daño que pueden y más pero no pueden vivir el uno sin el otro, seguramente sea una de las mejores relaciones tóxicas llevadas a la gran pantalla.

Gilda lo ocupa todo, cuando Rita Hayworth está en pantalla todo el resto pasa a un segundo plano. Ella se convirtió en un icono sexual gracias a esta película y solo con sugerir y ser ambigua sin necesidad de nada más, con mucha sutileza. Gilda es aventurera, no sabes si viene o si va y se las tiene que ver de nuevo con Farrell que fue su amante y acabó escaldado con ella.

Como decía Rita Hayworth es la gran protagonista por ser magnética pero la química con Glenn Ford que encarna a Farrell es desbordante e hipnótica, son capaces juntos de pasar del despecho al deseo en menos de un segundo con una mirada, por eso esta película es mítica.

La carrera de Rita Hayworth al igual que su vida siempre estuvo marcada por este papel que la encasilló, el encasillarse es el mayor temor para un actor/actriz y ella lo hizo, toda su vida fue una tragedia y un misterio, con esta frase que decía Rita Hayworth amargamente sobre su vida amorosa se resume lo que fue su vida y lo que le marcó para mal este papel “Los hombres se acuestan con Gilda y se levantan conmigo”.

Sus relaciones con los hombres la marcó su padre que abusó de ella, tenía raíces españolas y está muy unida a nuestro país, por desgracia su vida amorosa fue complicada y su carrera desaprovechada, marcada por ese papel y también por lo pronto que se puso enferma y sufrió Alzheimer, de hecho su última película, La vida de Dios, su director le ponía carteles porque se olvidaba del texto. Falleció en 1987.

Cuando un papel cambia tu vida, cuando una escena es memorizada por todos los hombres de América y una mujer que no es real se convierte en objeto de deseo. Hablo de la escena donde Rita canta Put The Blame On Mame y se quita el guante y después Glenn Ford le da la bofetada más sonora del cine… aunque previamente Gilda le había propinado también unas cuantas a él “Amor-Odio”. Pero en serio, esta cinta es mucho más que esa escena, por la química, la fotografía, el juego a tres, merece la pena ser vista una y mil veces porque es un clásico absoluto del cine.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *