Web de Metal La épica y la magia de los grandes nombres – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

La épica y la magia de los grandes nombres

by Vpower

El fin de semana nos ha dejado entorno a los pedales, las ruedas, la bicicleta, en fin, grandes momentos, de esos que te hacen vibrar si eras adicto al deporte de las dos ruedas y el Shimano 105 (para los mortales que no podemos permitirnos un cambio electrónico).

yatesY España una vez más ha estado a la altura de las circunstancias y de los rivales. La gran gesta la protagonizaba en la vuelta a España el británico Simon Yates, redondeaba el gran año del ciclismo británico a nivel mundial llevándose de calle las tres grandes vueltas, un hecho histórico que difícilmente se volverá a repetir. Ni un espectacular Valverde a sus 38 castañas, y optando al mundial en carretera, que se dice pronto, ni un Enric Mas fueron obstáculo para que Yates se llevase el triplete. Siempre nos quedará la duda de qué hubiera pasado si Valverde no hubiera corrido el Tour y se hubiera preparado exclusivamente para la vuelta.

Pero si ahí nos ganaron la partida, en la rama del triatlón Mario Mola se alzó con su tercer título a nivel mundial, su tercer campeonato del mundo y con este hacen seis consecutivos que nos llevamos para España entre Noya y Mola, otro hito que será muy complicado que ninguna nación pueda igualar en el futuro.

Muchas veces los periodistas nos dicen aquello de que estamos mal acostumbrados, que estamos viviendo grandes momentos en el deporte y que lo disfrutemos porque es difícil que en el futuro se pueda repetir algo similar. Es verdad, en parte. Es cierto que es difícil que un país pueda dominar en un sólo deporte durante muchos años, la competencia es dura y el talento se reparte. El molamundo del ciclismo no es una excepción. El ejemplo claro lo tenemos en la cantera colombiana, que vuelve a brillar después de años de sequía, y en el auge del ciclismo británico. Eso es así, pero en España, como en otros países, tenemos un desarrollo a nivel deportivo que nos permite brillar en diversas disciplinas y en distintos momentos del tiempo, es como jugar a varias bandas, al final tienes muchas probabilidades de ganar una mano. Y el deporte español se ha modernizado como pocos y ha consolidado una base deportiva, a pesar de carencias que podamos tener en cuanto a medios públicos sobre todo.

Por supuesto, nombres ilustres como Indurain, Perico Delgado, Óscar Freire, Noya, Mola, Iván Raña, etc, son fundamentales a la hora de sembrar afición entre los más jóvenes y que en el futuro salgan nuevos talentos. Es lo mismo que supuso en el Reino Unido en los 80 el hecho de que surgiesen en ese país enormes bandas de heavy metal como Black Sabbath, Judas Priest o Iron Maiden, a partir de ahí te salen bandas como setas, unas mejores y otras más normalitas, pero tienes más probabilidades de encontrar una pepita de oro. Y todo eso tiene un efecto multiplicador, cuantos más nombres ilustres, más ídolos a imitar, más jóvenes practicando y posiblemente también más medios que se les dedican y más apoyo deportivo. Por eso, al margen de que ganemos más o menos títulos, el buen momento que estamos viviendo tanto en ciclismo como en triatlón augura que en el futuro podamos seguir disfrutando de un buen filón de grandes deportistas, es la magia de los grandes nombres.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *