Web de Metal BRUJERIA – Pocho Aztlan (2016) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

BRUJERIA – Pocho Aztlan (2016)

by Jordi Thunder

México
Death/Grind

brujeria 101. Pocho Aztlan
02. No Aceptan Imitaciones
03. Profecia del Anticristo
04. Angel de la Frontera
05. Plata o Plomo
06. Satongo
07. Isla de la Fantasia
08. Bruja 
09. Mexico Campeon
10. Culpan la Mujer
11.  Códigos
12. Debilador
13. California Uber Aztlan

.

Fantasma – Bajo
Hongo – Guitarra
Pinche Peach – Samples
Juan Brujo – Cantante
Pititis – Cantante, Guitarra
El Cynico – Bajo
Hongo Jr – Batería

Es cierto que los mejores tiempos de los Brujeria ya pasaron. Aquella banda misteriosa que con sus letras metía el dedo en la llaga, aquella banda de Grind que no ofrecía conciertos y cuya identidad de sus miembros era uno de los mayores misterios del metal.

brujeria 2Todo eso ya pasó y poco a poco el público fue perdiendo interés. La banda vuelve después de 16 años de silencio, sobreviviendo a base de algún single esporádico. Tras la salida de Dino Cazares, los Brujeria se empeñan en tratar de hacer un brindis por sus tiempos dorados, abandonar el estilo industrial a lo Fear Factory que tenían en su último trabajo y volver al Grind, pero es una versión muy pobre de ese Grind.

No te vas a encontrar a una versión de Carcass y de los Napalm Death de los primeros noventa, al menos no te la vas a encontrar en su pura esencia, aunque lo van a intentar. Pocho Aztlan arranca con una intro atmosférica y hablada para introducirnos en un mediotiempo mareante que no me convence en ningún momento, ya que está sobrecargada la producción y encima tiene un toque melódico el estribillo que te deja más frío que un témpano, ficharon por la Nuclear Blast, esa es la explicación del sonido comercial, banda que coge este sello, banda que hunde, imagínate si somos sinceros los de esta web, que nos importa un bledo quedar mal con el sello más potente de la actualidad.

No Aceptan Imitaciones tiene unos riffs a caballo entre los Sepultura del Roots y un trabajo de Blast Beats donde tiran de energía cruda y obsesiva que recuerda a los Napalm Death, lo mejor es de nuevo las letras de Brujeria, ahí sí que no tienen rival.

Profecía del Anticristo es un tema que va de menos a más y que se instala en un mediotiempo machacón, un Death metal puro y clásico pero que suena con una producción artificial que daña el resultado final. Otro aspecto a destacar es que son temas muy lineales.

Ángel de la Frontera, como es típico en ellos, criticando los problemas raciales y sociales que hay en la frontera americana con Mexico y por supuesto dándole duro a Trump, un racista declarado, aunque te lo disfrace.

Plata o Plomo otro tema sobre Narcos y es uno de los mejores cortes del trabajo, al menos el más agresivo, aunque los coros me resultan bastante pesados, pero el riff es contundente y machacón y lleva el tema en volandas. Satongo sí que es un tema de Grind y debe ser de los pocos. Musicalmente es el tema más interesante de todo el plástico. Blast beats y riffs que te recordaran a los Agathocles y a los Carcass, de toda la vida.

Isla de la Fantasía es un corte que no llega ni a los dos minutos donde tiran de samples, le pasa lo mismo que a muchos temas de este trabajo, suenan superficiales. Bruja es un mediotiempo con un bajo amplificado, un sonido denso que buscan también bandas como Slayer, continuos altibajos en este plástico.

Mexico Campeón es una coña acelerada de los Brujeria en la versión más irónica del Grind. Culpan la Mujer es un tema de la etapa Cazares, con atmósfera Industrial, con una producción artificial, tema atmosférico y con growls y voces completamente distorsionada, cero interesante.

De lo poco salvable Códigos. Musicalmente los Brujeria nunca fueron los números uno, eso está más que claro. Pero eran una banda con unas letras diferentes con un halo de misterio detrás y eso ya sabemos que en el metal es un billete directo hacia la fama.

Estaba claro que después de 16 años no iban a volver por la puerta grande, eso es complicado. Los Brujeria dejaron claro, que lo mejor de su carrera está en sus inicios y que el resto de discografía es una bajada en pendiente continua. Este trabajo trata de recuperar la esencia de los primeros Brujeria. ¿Lo consigue? en ningún momento. Es un quiero y no puedo, un trabajo artificial con cuatro clichés y elementos comerciales, poca calidad.

Ahora bien, son los Brujeria, todos saben lo que hay con ellos. Musicalmente no son unos genios pero lo único interesante son su actitud, el show en sus directos y los mensajes en las letras, así que siempre tendrán su hueco en la parrilla metalera.

Puntuación: 4,5/10

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *