Web de Metal CAUCHEMAR – Chapelle Ardente (2016) – METALBROTHERS.ES – Todo el Metal – All about Metal

CAUCHEMAR – Chapelle Ardente (2016)

by Abdiel

Canadá
Heavy, Doom

cauchemar1. Nécromancie
2. Sepolta viva
3. Funérailles célestes
4. Main de gloire
5. Voyage au bout de la nuit
6. La Vallée des rois
7. L’Oiseau de feu
8. Étoile d’argent
9. La Nuit des âmes

.

François Patry – guitar
Annick Giroux – vocals
Andres Arango – bass
Xavier Berthiaume – drums

Tenemos ante nosotros el segundo larga duración  de estos doomster canadienses, tras «Tenebrario», su primer lanzamiento grande allá por 2013. Antes, en 2010, nos habían deleitado con un ep llamado «La Vierge Noire». Todos altamente recomendables.

cauchemar2Esta gente vive del metal underground más puramente ochentero/setentero. Las referencias a bandas del pasado como Pagan Altar o Witchfinder General son más que evidentes a lo largo de los surcos de esta «capilla ardiente». Lo que nos vamos a encontrar aquí son riffs lentos, pesados, rocosos, pero sin llegar a ser repetitivos. Lo cual es de agradecer.

Con Nécromancie comienza el disco, con un repicar de campanas, todo muy doomico. Riffs pesados y lentos hasta que entra la voz de la cantante, que conduce, bajo la misma cadencia y los mismos ritmos, todo el conjunto del tema. Con una pesadez muy propia de una misa negra.

El segundo tema, Sepolta Viva, comienza de nuevo con riffs repetitivos, algo más veloces que en la canción anterior, pero sin levantar mucho el pie. Que esto es doom, no speed. Aquí la srta. Giroux se muestra más ágil vocalmente, incluso con ciertos tonos dulces, aunque sin pasarse.

Con Funérailles célestes sorprenden con un inicio deudor de los hermanos Young. Es un tema largo, donde tienen acogida todos los elementos propios de Cauchemar, que en este corte le otorgan cierto estilo más etéreo y menos rocoso sobre todo por el uso que hacen de los teclados hacia la mitad del tema.

Como cuarto tema nos presentan Main De Gloire. Aquí se desmelenan y le meten velocidad y energía a la cosa. Uno de las canciones más cortas de todo el disco, en la que destacan los coros tenebrosos que nos envuelven en una pesadilla realmente oscura. Deberían explorar esta faceta, ya que lo hacen relativamente bien.

Voyage au bout de la nuit, el quinto de la tarde, y su intro a base de teclados nos vuelve a sumergir en un aura de ocultismo, a la que nos vemos conducidos por los susurros de la srta. Giroux. De nuevo gran presencia de los teclados, que son los que construyen el sonido de este tema realmente fascinante.

A continuación nos envuelve cierto aire de épica en La Vallée des rois. Tema guitarrero, todo lo veloz que este estilo permite, donde el trabajo del nuevo batería y sus arreglos destaca sobre sus compañeros.

Seguimos con otro inicio de riffs rápidos, esta vez en L’Oiseau de feu. El tema más corto y a la vez menos inspirado de todos. Excesivamente monótono, lo que le resta atractivo frente al resto de composiciones. En Étoile d’argent nos encontramos con un sincero homenaje a Terry Jones, desaparecido cantante y compositor de los ingleses Pagan Altar. Un tema que bien podían haber firmado ellos, tanto por el tratamiento musical como vocal y por la atmósfera que recrean.

Como colofón nos brindan el tema más largo y más épico de todos. La Nuit des âmes nos muestra un inicio acústico, graznidos de cuervos. Nos vuelven a rodear de toda ese aura de misticismo y oscuridad. Tema realmente sutil, con un sonido mucho más limpio, que nos evoca a algún tipo de celebración pagana en medio del bosque.

Puntuación: 8/10

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *